- Baptist Press - https://www.baptistpress.com -

El capitalismo es el modelo más cercano al bíblico, dice Land

[1]

FORT WORTH, Texas (BP)–El capitalismo representa el modelo más cercano al modelo económico bíblico, dijo Richard Land ante los estudiantes y profesores de Southwestern Baptist Theological Seminary en octubre.

“Yo diría que una teoría económica bíblica tiene que comenzar con la realidad –- el hombre no es necesariamente quien quisiéramos que fuera,” dijo Land.

Haciendo referencia a Jeremías 17:9, Land dijo, “Una de las cosas que la Biblia sí nos muestra es nuestro pecado.”

“Si esto es verdad, entonces el marxismo y el socialismo nunca funcionarán (para producir sociedades productivas y que crecen en riquezas). El hombre no va a funcionar con una gran productividad para sólo recibir según su necesidad. El capitalismo funciona mejor al producir riquezas porque concuerda más con la verdad bíblica acerca de la naturaleza del hombre.”

Land señaló ejemplos de esto en las naciones que se han beneficiado al cambiar su sistema económico. China intercambió su economía comunista y la India intercambió su economía socialista por economías capitalistas, y se están convirtiendo en la primera y segunda economías del mundo, dijo.

[2]

“El capitalismo produce pasteles,” dijo Land. “Todo lo que el socialismo puede hacer es intentar más y más distribuir equitativamente un pastel que nunca crece. El capitalismo produce pasteles. La gente va a trabajar duro si van a poder quedarse con una porción significativa del pastel que producen.”

En cuatro ocasiones en el último siglo, dijo Land, el gobierno de los Estados Unidos ha recortado las tasas de impuestos quienes ganan más, y en cada ocasión produjo un crecimiento significativo en ganancias para el gobierno y para la riqueza económica nacional.

“Esto no es una defensa del liberalismo económico, del capitalismo ilimitado, el cual también está afectado por el pecado humano,” dijo Land. “Si no hay restricciones y no hay regulaciones para los capitalistas, van a explotar a los obreros, y van a luchar por monopolizar los mercados.”

“Sin controles externos, el capitalismo desenfrenado explotará a los obreros porque va a buscar obtener las ganancias máximas y pagar los mínimos impuestos.”

Debido a que el pecado humano también alcanza a los sindicatos y a los oficiales del gobierno –- todos son “corruptibles,” dijo -— se debe implementar un sistema que lo supervise y balanceé. Lo comparó con las tres ramas del gobierno estadounidense: ejecutiva, judicial y legislativa.

“El sistema de gobierno federal estadounidense es un ejemplo instructivo de la manera en que se resuelve el conflicto causado por la depravación humana en cuanto al mercado,” dijo Land.

“Tienes a la gerencia, tienes a los sindicatos, y tienes al gobierno, la agencia regulatoria. Ellos circulan alrededor de la ley de la oferta y la demanda. Nuestro sistema ha funcionado mejor cuando ha habido un balance saludable de poder entre estos tres elementos de la economía.”

Sus comentarios se presentaron en un almuerzo sobre la teología del trabajo y la economía patrocinado por el Richard Land Center for Cultural Engagement.

Tocando otros temas, Land llamó a los cristianos a que sigan el mandato bíblico de ser la sal y la luz. Dijo que muchos modelos pobres para las relaciones entre la iglesia y el estado se han implementado con efectos desastrosos. En lugar de ignorar o huir de la participación en el proceso gubernamental, los cristianos deben trabajar para influenciarlo, dijo.

“Creo que la Biblia es bastante clara acerca de esto—no hay una división entre el Evangelio social y el Evangelio espiritual,” afirmó Land. “Hay un Evangelio, y es un Evangelio integral para gente integral.”

“Permítanme ser claro,” dijo Land en el evento del 12 de octubre, “es una blasfemia para los cristianos como nosotros ir en el nombre de Cristo y alimentar a los hambrientos y no decirles nada sobre el Pan de Vida, o esforzarse por dar vivienda al que quedó sin ella y no decirle nada sobre las muchas mansiones que hay en la casa de nuestro Padre o vestir al desnudo y no decir nada sobre la armadura completa de Dios, o dar un vaso de agua en el nombre de Jesús y no decir nada sobre el río de agua viva.

“Pero también es una negación de la encarnación que vayamos y prediquemos el Evangelio de Jesucristo e ignoremos el hecho que la gente tiene hambre, sed, necesita vivienda y está desnuda. Debemos hacer ambas cosas; no de hacer una o la otra.”

Los cristianos deben influenciar el tono moral de la sociedad, dijo Land. Mientras lo hacen, pueden esperar –- según la Biblia — enfrentar oposición y discriminación. Incluso así, los cristianos deben reconocer su propia responsabilidad de ser fieles mayordomos de cualquier riqueza que el Señor les ha confiado, dijo.
–30–
Keith Collier es el director de noticias e información para Southwestern Baptist Theological Seminary en Fort Worth, Texas (www.swbts.edu/campusnews). Para obtener más información sobre el Richard Land Center for Cultural Engagement y sus series sobre la teología del trabajo y la economía, visite swbts.edu/landcenter.

[3]