- Baptist Press - https://www.baptistpress.com -

Ex estudiante del programa de la IMB Hands On lidera una organización contra el tráfico humano en Italia

[1]

A los 15 años, Cristhina Danies sabía que Dios la estaba llamando a trabajar con mujeres y niños en el extranjero que eran víctimas de guerras, tráfico humano y explotación.

Cristhina se mudó a Miami en la Florida desde Colombia, Sudamérica, cuando tenía 11 años. Ella conoció del evangelio de Cristo en su adolescencia y un poco después sintió la dirección de Dios de servir en las misiones. Mientras estaba en la escuela secundaria, tomó clases de italiano y se enamoró de la cultura italiana.

“Empecé a orar por Italia”, dijo Cristhina. “Una vez leí una estadística que decía que en Italia había menos del 1% de cristianos evangélicos, oré para que Dios me dirigiera en como unir mi pasión por el trabajo social y las misiones en Italia”.

En la universidad, Cristhina hizo un viaje misionero de corto plazo a Italia, y mientras estaba allí le pidió a su líder de equipo que la ayudara a encontrar una organización en el país donde pudiera combinar su pasión por el trabajo social y el evangelio. Aunque no pudo visitar la organización durante su viaje, el líder del equipo encontró la única organización cristiana en toda Italia que trabajaba con víctimas de tráfico humano.

[2]

Vite Trasformate se fundó en la iglesia Nuova Vita en Bolonia, Italia. Con la ayuda de su iglesia en los EE.UU., Christ Fellowship Church en Miami, Florida, Cristhina se pudo conectar con los misioneros de la IMB en Italia, quienes luego pudieron conectarla con la iglesia y la organización que trabaja con victimas del tráfico humano en Italia.

[3]
Cristhina Danies participó en el programa Hands On de la IMB en el año 2013 y ahora dirige una organización contra el tráfico humano, Vite Trasformate, en Italia. Aparece en la foto con su esposo, Manuel Mattei, en Vite Trasformate.

El misionero de la IMB, Charlie Worthy, que sirve en Italia, desafió a Cristhina a servir en las misiones y Cristhina se inscribió en el programa de la IMB para estudiantes llamado Hands On. El programa le brindó la oportunidad de viajar a Italia para trabajar directamente con la iglesia en Bolonia y la organización contra el trafico humano que fundó la iglesia. Cristhina conoció a misioneros en toda Italia y se desarrolló trabajando en la organización contra el tráfico humano.

Durante su tiempo en el campo misionero, Cristhina también conoció a su futuro esposo, Manuel Mattei, un italiano que conoció en la iglesia Nuova Vita en Bolonia. Ella se convirtió en una de las líderes de Vite Trasformate después de casarse. Ahora, Cristhina y quienes dirigen Vite Trasformate han ayudado a replicar el modelo de la organización en ciudades de toda Italia.

Cristhina quiere animar a los estudiantes que se sientan llamados a servir en el extranjero que consideren seriamente el servir con la IMB a través del programa Hands On.

“Creo que es una gran experiencia el poder iniciarse en las misiones con este programa”, comento Cristhina. “Aprendí mucho y estoy muy agradecida por mi tiempo en el programa Hands On”.

George Siler, director del departamento estudiantil de la IMB, desafía a los estudiantes a considerar el impacto que podría tener el programa Hands On en sus vidas y en las vidas de los demás.

“Donde quiera que se encuentren en su caminar como jóvenes adultos, ya sea hacia un título universitario o en un proceso para discernir su futuro, la invitación que ofrecemos es, ‘Vengan y sean parte de lo más importante”, dijo Siler. “Para un seguidor de Cristo, servir en el extranjero con la IMB podría tener resultados eternos. Como podemos ver con el ejemplo de Cristhina, la inversión de un semestre ha generado un impacto de por vida “.

[4]

Siler continuó: “Hablando prácticamente, no hay mejor camino que Hands On. Es una oportunidad increíble para que los estudiantes y los jóvenes adultos trabajen en equipo junto con un mentor misionero para compartir el evangelio con las etnias no alcanzadas. A través de este programa los estudiantes aman a las personas, ayudan a la formación de discípulos, satisfacen las necesidades de otros y ayudan en la formación de iglesias. ¡El costo es razonable cuando lo comparas con otras actividades que puedan hacer durante un semestre! ¡Los jóvenes adultos que son miembros de las Iglesias Bautistas del Sur pueden recibir fondos para cubrir hasta la mitad del costo inicial!”.

Video Hands On (solo en ingles): Diez años después [5]

Obtenga más información sobre el programa Hands On (en ingles) [6].