fbpx

OKLAHOMA CITY (BP) — El año 2016 ofrece una única oportunidad en la que Navidad cae domingo. Hace años, una mega iglesia sin denominación públicamente decidió cancelar sus cultos cuando Navidad caía domingo citando necesidades familiares de pasar tiempo juntos ese día y la inhabilidad de la iglesia de obtener suficientes voluntarios para hacer que los servicios funcionaran.

Este movimiento, quizá involuntariamente mostró un gran malentendido del significado de la palabra Navidad en inglés: Christmas — que traducido al español es: misa de Cristo. Ven, no solamente quita a Cristo de Christmas, quita esa ‘misa’ de Christmas. ¿Qué quiero decir?

La propia palabra Christmas es una palabra compuesta del inglés antiguo — Christ – Cristo, misa – mas –, para “Misa de Cristo,” proveniente del festival cristiano anual de adoración que conmemora el nacimiento de Cristo. En otras palabras, Christmas es principalmente una “misa” (no exclusivamente en el sentido anglicano o católico) o culto de adoración para celebrar y conmemorar el nacimiento de Cristo durante la estación de adviento. Tener un culto de adoración, por lo tanto, llega al propio corazón de Christmas o Navidad.

Los cristianos frecuentemente (y correctamente) condenan la comercialización de la Navidad. Desde las tiendas por departamentos a las películas navideñas, se puede pasar completamente la temporada navideña sin pensar en Jesús.

En el famoso especial “La Navidad de Carlitos Brown “, Carlitos Brown dice: “¿No hay nadie que sepa de qué se trata la Navidad?” Y Linus, citando el evangelio de Lucas, explica la historia de la Navidad. Es una escena hermosa que cita un hermoso pasaje de la Escritura.

¿No sería una vergüenza, sin embargo, si la gente solo oyera este pasaje bíblico recitado en televisión al estar viendo a Carlitos Brown? ¿Qué si, en vez de eso, cada comunidad y pueblo tuviera un servicio navideño el día de Navidad en el cual la gente pudiera oír este pasaje del evangelio recitado por los niños de la congregación en la iglesia local, en medio de cantos de villancicos, himnos, y un sermón centrado en el evangelio?

Si su iglesia estuviera reduciendo los cultos para Navidad, yo animaría lo contrario. Usen la Navidad que cae domingo como una oportunidad para reforzar lo que ofrecen. Hagan esto para la gloria de Cristo y como un medio para alcanzar al perdido.

De acuerdo a Thom Rainer de Recursos Cristianos LifeWay, Navidad es la ocasión del año en la que la gente que no acostumbra asistir a la iglesia va a la iglesia. Las iglesias pueden aprovechar cuando Navidad cae domingo como una gran oportunidad para alcanzar a los vecinos invitándolos a la iglesia.

Habrá mucho tiempo para que las personas abran los regalos, coman galletas de azúcar, tamales, tomen rompope o candeal y miren películas navideñas. Inviten a la gente — miembros de la iglesia y no miembros por igual — a utilizar los primeros frutos de las horas del día de Navidad, reunidos con el pueblo de Dios, alabando al Salvador del mundo.

De esta manera especial, ¡verdaderamente podremos celebrar a Cristo!

    About the Author

  • Por Brian Hobbs/The Baptist Messenger
    Este artículo en el Baptist Messenger (baptistmessenger.com), publicación de noticias de la Convención General Bautista de Oklahoma. Brian Hobbs es editor del Baptist Messenger. Read All by Por Brian Hobbs/The Baptist Messenger ›