Articulos en Español

Líderes de la SBC encomendaron los lineamientos de los CDC para las iglesias


WASHINGTON (BP) — Líderes bautistas del sur encomendaron los nuevos lineamientos federales a las iglesias para restaurar las reuniones de cultos en persona durante la pandemia del coronavirus (COVID-19), aunque los esfuerzos para resolver los conflictos entre los gobiernos estatales y las comunidades religiosas continúan.

Los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC) emitieron directrices interinas el 22 de mayo que les recordaron a las autoridades estatales y locales tomar en cuenta el derecho de libertad de religión de la Primera Enmienda cuando instituyan las políticas de reapertura. Ninguna iglesia u otros grupos religiosos debe ser llamado a promulgar “estrategias de mitigación” más estrictas que aquellas requeridas a “entidades o actividades similares,” dijeron los CDC.
Russell Moore, el presidente de la Comisión de Libertad Religiosa y Ética (ERLC), dijo que el lineamiento “parece razonable y útil.”
“El tono no es, apropiadamente, una directriz para las iglesias sino un consejo con base en los datos médicos,” dijo Moore en un comunicado de prensa. “El lineamiento de los CDC no es un plan de acción, sino una guía para ayudar a que los líderes piensen detenidamente cuáles preguntas hacer.”
Ronnie Floyd, presidente del Comité Ejecutivo de la Convención Bautista del Sur (SBC) dijo que el gobierno debe “confiar a las iglesias” como lo hace con negocios y otras entidades, pero instó a los pastores a cuidadosamente considerar los lineamientos de los CDC al determinar cuán seguro es reabrir sus iglesias.
“Así como el gobierno está confiando en otros para reabrir negocios, deportes y entretenimiento, el gobierno también necesita confiar en las iglesias que han estado proveyendo cuidado y amor a sus comunidades durante esta crisis,” dijo Floyd en comentarios escritos. “Los pastores y las iglesias deben entender que los lineamientos de los CDC, funcionan dentro de sus contextos locales y toman acciones pertinentes para reabrir sus instalaciones de una manera segura y responsable.
“También en este proceso de retorno, cada comunidad religiosa necesitará operar semanalmente de una manera ágil para hacer cualquier ajuste necesario.”
En acontecimientos después de que los lineamientos del CDC fueron divulgados:
— El gobernador de Minnesota Tim Walz emitió una orden ejecutiva el 23 de mayo permitiendo que los cultos de adoración reanuden el 27 de mayo al 25 por ciento de su capacidad si los grupos religiosos cumplen con el distanciamiento social y otras instrucciones de salud pública. La orden de Walz llegó después de que algunos grupos de congregaciones dijeron que sus congregaciones deberían comenzar a reunirse sin su permiso.
— Una iglesia del sur de California le ha pedido a la Suprema Corte de EE.UU., en una apelación de emergencia, la liberación de la orden del gobernador Gavin Newsom de manera de poder reanudar el culto corporativo.
Los CDC divulgaron sus lineamientos la misma tarde que el presidente Trump identificó los cuerpos religiosos como “esenciales” y llamó a los gobernadores a “permitir que las iglesias y lugares de adoración abrieran inmediatamente,” de acuerdo con el Washington Post. Trump amenazó con “desautorizarlos” si no lo hacían, de acuerdo con el periódico.
La directriz de los CDC ofrece diversas recomendaciones de seguridad, pero se queda corta en los mandatos generalizados. Anima a las iglesias y a otros grupos religiosos a promover el distanciamiento social, a instar el uso de tapabocas, a incrementar la limpieza y la desinfección de objetos y de las instalaciones, y a reducir el compartir materiales de culto como los himnarios.
Moore recomendó las directrices, las cuales están disponibles en el sitio web de CDC: https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/php/faith-based.html.
“Tal consejo es difícil de hacerlo específico ya que las prácticas difieren muchísimo de congregación a congregación, inclusive en la misma religión o denominación,” dijo. “Cada iglesia que yo conozco está trabajando a través de un plan de presentación y les dicen a sus miembros cuál punto de referencia están buscando para saber cuándo volverse a reunir, cómo van a introducir gradualmente esas reuniones, y cuáles pasos van a tomar para garantizar la seguridad cuando lo hagan.
“La gente necesita tener la confianza de que cuando su iglesia reabra cada precaución razonable se ha tomado, y eso es exactamente lo que veo a los líderes de la iglesia haciendo. La guía de CDC llegará como una garantía para muchas iglesias de que su orientación en el fuerte trabajo de la planeación de la ruta para volver a los cultos está, en la mayoría de los casos, en línea con las recomendaciones de las autoridades sanitarias.”
En Minnesota, la orden ejecutiva de Walz permitía el 50 por ciento de la capacidad en el comercio, pero limitaba los cultos de adoración a no más de 10 personas. En una carta del 20 de mayo, la Conferencia Católica de Minnesota y el Sínodo de la Iglesia Luterana de Missouri en Minnesota le escribió a Walz para decirle que, a pesar de la orden, sus iglesias reanudarían los servicios de adoración el 26 de mayo a un 33 por ciento de la capacidad con el distanciamiento social y estrictas reglas de higiene.
En la emisión de la nueva orden ejecutiva el 23 de mayo, Walz dijo que fue emitida después de consultar con los líderes religiosos.
“Cuando los CDC permitan que los lugares de culto reabran, me he unido con los líderes religiosos para asegurar que haya guías claras de salud pública para seguirlas de forma tan segura como sea posible,” dijo.
Los líderes católicos y luteranos recibieron bien la nueva orden de Walz. Eric Rassbach — vicepresidente y asesor sénior en Becket, defensor de la libertad religiosa que representa a ambos grupos — elogió a Walz “por ver la luz.”
“Minnesota está estableciendo un ejemplo al reconocer la importancia de darles trato igualitario a las iglesias y a otras casas de adoración, y que los cultos de adoración sean realizados segura, cooperativa y responsablemente,” dijo Rassbach.
Leo Endel, director ejecutivo de la Convención Bautista Minnesota-Wisconsin, dijo que después de la llamada de conferencia del 22 de mayo con la oficina de Walz: “El sentido general entre los ejecutivos de las denominaciones evangélicas es que queremos ser cuidadosos, pero queremos un plan de actuación, una guía clara y que las iglesias sean tratadas en una base igualitaria. Cada uno planea tomar precauciones con el distanciamiento social, tapabocas y desinfectante, etc.”
En California, la orden ejecutiva de Newsom le permite al comercio y a los restaurantes abrir con el distanciamiento social en la fase 2 de la reapertura, pero posterga los cultos de adoración hasta la fase 3.
South Bay United Pentecostal Church en Chula Vista y su pastor, Arthur Hodges, le pidieron a la Suprema Corte el 24 de mayo conceder un requerimiento judicial que permita tener cultos de adoración, reportó Político. La petición de la iglesia a la corte alta llegó después de que un panel de la Novena Corte del Distrito de Apelaciones en San Francisco rehusó proveer una solución en una decisión 2-1 el 22 de mayo.
En una carta del 19 de mayo el fiscal general asistente de EE.UU. Eric Dreiband le dijo a Newsom: “Las concurrencias religiosas no deben ser singularizadas por tratamiento desigual comparado con otras concurrencias no religiosas que tienen los mismos efectos en el interés de la salud pública del gobierno, ausente mayormente de razones convincentes.”
Church United, una coalición que representa a más de 2,500 pastores en California, ha anunciado que los cultos reanudarán en sus congregaciones el 31 de mayo no obstante las órdenes del gobernador.
Bill Agee, director ejecutivo de la Convención Bautista del Sur de California, alentó a Newsom en una carta del 15 de mayo a pasar las iglesias a la fase 2 de su plan de reapertura, de acuerdo con un vocero de la convención.
Hasta las 12:30 p.m. hora del este, más de 98.400 muertes por COVID-19 y 1.67 millón de casos confirmados han sido reportados en Estados Unidos, de acuerdo con la Universidad Johns Hopkins.
La abrumadora mayoría de iglesias y otros cuerpos religiosos han acatado las políticas del gobierno durante la pandemia. Esto ha resultado en alternativas como los cultos en línea o desde el automóvil estilo autocine en vez de en cultos corporativos en persona.

    About the Author

  • Por Tom Strode